El Altillo. Final por mat

La corazonada de temor que sentimos en el tiempo que el pórtico de el piso se abrió fue inenarrable. Son esos instantes en que la psique se atención en blanco y en los que el ciclo se paraliza de forma eterna. Carente poder de reacción, aguardando lo ínfimo y listo para enfrentar las consecuencias. Todose cruza por la psique en milésimas de ayudante, constantemente igualmente pensando en lo deficiente y desprovisto aunque poder meditar en estrategias protectoras o bien poner disculpas.

La sola idea de que por el pórtico apareciesen mis progenitores o bien los tíos y nos encontraran a , esto es sus hijos, primos a través de si, en la incomprensible situación de que uno estuviese en cuatro y el ajeno con su verga sepultada en el extremo del diferente, hubiera sido un quiebre en la vida de todos, porque significaría entrar a explicar muchas cosas y quien sabe las consecuencias que ello conllevaría.

Era el jueves a la noche, después de el refrigerio, los dos estábamos en el mirador del altillo tomando unas cervezas, carente buceador mas con bermudas y solo pensábamos en una entidad, en el horrible desacierto que habíamos cometido y todo cuanto nos hubiese lateral.

-alimento boludo que no se buscona se me hubiera ocurrido decir, ni tan siquiera que hacer, es decir la sola imagen de que mis progenitores me viesen en 4 y que me estuviese clavando mi primo, me da pellizco de escalofríos-afirmó Seba. Pensaba igual que .

-hay que aceptar igual que tuvimos mucha suerte, no deberíamos haber jugado con tanto fuego, menos en nuestra condición- tomamos un trago pero de cerveza y volvimos a quedar en silencio. Inesperadamente Seba se comenzó a reír y lo proseguí, es que después de haber pasado unas horas del instante, y por fortuna que no paso carencia, lo que había pasado era pellizco cómico mas, en su instante, de cómico no tuvo carencia.

Con nuestros corazones por poco detenidos, con mi verga enteramente dentro de el extremo de Seba, vimos como el portillo se abrió de cuajo y la luz ingreso a la habitación, en mi sub consciente me pareció ver a los cuatro mayores en el pórtico. Mas no había ninguna persona, lo único que veíamos era el exterior, el verde pradera, la entrada a el piso y la avenida. En esa fracción de delegado y como pude impulso mi verga del trasero, me tire sobre el asiento tapándome el morro y respire del alivio, mientras se levanto, fue y cerró el portillo. Bien cerrada y con tranca. Ahorita mi corazón latía rapidísimo y no era por poco genital propiamente dicho, asimismo en cuestión de segundos había perdido la erección enteramente. Nacho se sienta al lado y además respira profundo, con corazonada de alivio, asimismo había perdido enteramente su erección.

-fue el puto céfiro….el puto céfiro abrió la buscona cancela y aproximadamente me muero del puto temor- afirmó respirando con profundidad.

-por poco me da poco boludo….-comente.

-deja quieto, de solo imaginarlo….no sé qué mierda hubiera hecho….- volvimos a quedar un momento en silencio, los dos sumidos en nuestros pensamientos, cuando menos en mi caso pensando que hubiere pasado si no hubiera sido la galerna. Supongo que Seba además-te faltaba mucho para terminar?-me cuestión.

-no, estaba a punto….-

-entonces no podemos estropear esa caucho, vamos a acabar esto- afirmó levantándose y tomándome de la mano-mas no aquí bajo, vamos al altillo-

Una vez en la alcarria, y después de haber cerrado el portillo como corresponde para no pasar ningún impresión, mi primo fue directo a el camastro y se puso en cuatro, aliviarse mi erección no fue carencia bien difícil, de solo verlo en esa situación se me puso a mil, como estábamos el uno y el otro bien lubrificados, lo penetre y proseguimos con lo que nos fue interrumpido por el condenado aire. Empecé suave, con movimientos medidos, el gemía mas lo hacía suave aun. Arqueo su cuerpo y nos besábamos, nuestras lenguas jugaron mutuamente, comencé a penetrarlo más fuerte, embestidas más duras, la onomatopeya de mis huevos revotando en sus posaderas, sus gemidos que eran poco a poco más fuertes y que estaba punto de terminar.

-me vengo Seba…en donde queres que te acabe?-

-dejala toda interior-afirmó como pudo. Con su aprobación aumente mis embestidas y pocos segundos posteriormente explote dentro, una cantidad esencial de chorros de crema llenaban su interior. Después de haber vaciado mis huevos adentro suyo, le reitre el miembro y determinado chorros de caucho salían por su cola que estaba poco roja. Me acosté en cama y el asimismo al tiempo que se empezó a pajear para actualmente agotar el. No tenía ganas de que se desperdiciara esa caseína, conque me acomode y puse mi cara sobre sus marcados abdominales y espere la explosión que no demoro en llegar. Fuertes chorros de caseína calentita me golpearon en toda el morro. No conté cuantos fueron mas fueron muchos, después de que pararon me acerque y se la chupe y le limpie lo pero que pude ese liquido delicioso que me daba.Entonces me acomode a su lado y nos besábamos como nos agradaba a , su caucho se mezclaba con nuestra espuma. Con su lengua también me limpiaba el plano de su leche, entrambos tragamos conveniente porque había mucho para colaborar. Después de besarnos un lapso, nos miramos, me acaricia y nos comenzamos a reír.

En el momento que acabamos nuestras cervezas, en la calma de la oscuridad, le comente:

-igual, pese a eso que paso, no termino tan mal-

-ausencia mal-acoto Seba. Me levanto y nos besamos.

-vamos a dormir?-

-vamos- ingresamos al cuarto, nos desvestimos y en cuchara nos acostamos a dormir, ausencia, había sido un día con muchas conmuevas y estábamos cansados. No daba para hacer otra entidad más que dormir.

El viernes fue un día asaz hastiado, desde el punto de vista genital, en tanto que fue un día con bastantes actividades familiares y desde ese punto de vista fue un día conveniente ameno. Asimismo, no me podía lamentar, ver a Sebastián todo el duración carente buceador y poder estimar su envés, su cuerpo, sus músculos era pellizco que debía corresponder, por mucho que hoy había itinerario cada centímetro de su cuerpo, verlo de esa forma me producía exactamente las mismas sensaciones como en el tiempo que lo veía de esa forma precedentemente de iniciar a tener sexo con . Pero allí de las alegrías y todo, nuestros progenitores nos habían afianzado que la fiesta a la primera hora de el futuro partiríamos, abandonaríamos el domicilio y por consiguiente la alcarria para regresar a nuestras casas y por consiguiente a nuestras vidas y rutinas. Eso quería decir que aparecía un enorme signo de interrogante en nuestra “relación” con mi primo. Que pasaría era una enigma y era pellizco que no estaba bueno, porque significaba también desamparar estos quince días que había sido mágicos, considerablemente más de lo que hubiere podido imaginar o bien soñar.

Depende me comento mi primo por semana continuador se iría a la capital para acampar y iniciar a los días sus estudios, también la vuelta a nuestras vidas normales por decirlo así implicaba que tuviese que regresar a ver a su novia, Lucía, porque la realidad era esa, no había otra, estos quince días fueron una suerte de cosmos correspondiente en nuestras vidas, mas al retornar, Seba debía regresar a ver a su novia, porque la solitaria y no habían roto la relación, asimismo a través de propiamente dicho no pasaba nadie formal, actualmente que solamente había era un relación familiar, porque en suma éramos primos. Tan fácil como eso. Debo aceptar igual que con la sola idea de meditar en que se reencontrara con su novia y le entregase ese cuerpo a , me producía inquietud. Muchos.

Anteriormente de el refrigerio del día viernes y después del ajetreado día que tuvimos, como veníamos haciendo recientemente nos duchamos juntos. Jugábamos como unos tontos en el riego, con la única evasiva de que nuestros cuerpos estuviesen el máximo de duración posible en contacto. Claro está que muchos de esos juegos eran de clase genital. Habíamos decidido no tener sexo porque teníamos corto años para bajar a comer y igualmente estábamos cansadísimos pero eso no fuese contrariedad para . Que no haya habido penetración no quiere decir que nos priváramos de un buen sexo oral alterno. Procuramos hacer un 69 mas éramos bastante grandes para el baño con lo que primero me la chupo como un profesor y me saco una buena cantidad de crema y después hice lo mismo. No me fatigaba jamás de esa verga tan rica, era una placer podes tener eso a mi entera predisposición, claro, hace pocos días realmente que la tengo toda para mí, mas no me fatigaba. Después de hacer todo cuanto hicimos, nos duchamos propiamente dicho y después bajamos a comer con nuestros progenitores.

Nos acabamos acostando asaz tarde y debo aceptar que asaz tomados, porque aparte de tomar mucho en el refrigerio, subimos ciertas cervezas al altillo y las acabamos de tomar en el corredor y acabamos acostándonos vestidos y asaz borrachos.

La bulla del aire y el inacabable golpe de el chubasco sobre el techo fue lo que me despertó. Me costó mucho ubicarme en el ciclo y en el espacio, me dolía mucho el comienzo, era una tradicional resaca. Pese a una crepúsculo apacible, en todo. Después de quedarme un periquete horizontal para acomodar un tanto las ideas, veo que Seba esta plácidamente dormido de flanco. Al comprobar el lapso veo que es pasado el mediodía, asaz despaciosamente éxito despertarme y al asomarme por el portillo veo como fielmente un temporal se está desatando fuera. Después de lavarme un tanto el anverso baje a la cocina para poder tomar poco para aliviar el cefalea. Había una calma alarmante en el domicilio. Después de tomar una píldora y mirar cara el depósito aparece mi madre, con la sola deseo de tomar linfa y de proseguir durmiendo y descansando, esa era la idea de las fiesta.

-en la heladera hay poco de comida por si acaso desean comer pellizco con tu primo, no creo que hagamos carencia inclusive la crepúsculo, precisas pellizco más?-

-no señora, vaya a dormir nomas….-

-con este día no se puede hacer otra ente- sonriendo se marcha de la cocina. Prepare un tanto de jugo, pellizco de comida y además una píldora para seba y retorne al altillo. Mi primo estaba en el afusión y prepare todo para una suerte de almuerzo/desayuno. Al abrirse el portillo afirma:

-que la tiro….se me parte el comienzo….- se aproxima y me parte el orificio de un mimo-buen día precioso-

-buen día…-joya aun impactado por la carantoña que me había estampado-supuse que te dolía el talento como a mí y te hábito una gragea, poco para comer y tomar-

-sos lo pero sabias, además de partirte al medio sos lo pero-se acerco a el portillo a mirar el temporal mientras que tomaba el comprimido, comía y tomaba, todo al tiempo-bello día no?-

-tiene pinta de que estará de esta forma todo el día-encendí la tele para poder ver si hallaba pellizco para poder ver.

-hay alguno allí bajo?-pregunto mientras que se acostaba al lado mío.-

-Andaba mamá mas me da la sensación de que van a proseguir durmiendo- quedamos un lapso en silencio mientras que comíamos un tanto. Después de un lapso, y de comenzar a aburrirnos un tanto me afirma:

-la tarde se presta entonces para una sola ente…-nos miramos sabiendo el veredicto.

-el que?-

-para coger toda la tarde nacho, coger toda la tarde-con la sola declamación de el término “coger” poco en mis bóxers se despertó y lo único que atine a decir fue:

-tranca el pórtico….- en el tiempo que reingreso a el camastro empezó el absurdo.

Debo decir que en estas asueto y desde el punto de vista del placer y el sexo descubrí una cantidad de cosas nuevas y sensaciones y en el momento que daba la sensación de que no había cosas nuevas, que nos volveríamos repetitivos, paso lo que paso: una maratón carnal tremenda, no me creía capaz de existir teniendo sexo con una hombre por consiguiente años seguido. Fue una completa insensatez, desde todo punto de vista, cogimos tal y como si el planeta se acabara en el momento que acabáramos de coger y no deseábamos que eso pasara. Éramos dos animales, no había reglas, no había afanoso y despreocupado, no había palabras, lo único que había eran las voraces ganas de apreciar tener al diferente. Cogimos en cama, parados, sobre una butaca, contra la dique, en el piso, contra el ventano, volvíamos a el lecho. Hicimos (y carente proponérnoslo) una cantidad de situaciones nuevas, íbamos ideando y creando en el instante. En el momento que determinado parecía estimar tomarse un reposo, enseguida volvíamos a la carga por pero que era claro la fatiga, la alteración, la aspiración acelerada, la excreción, el sudor, lo sucios que estábamos por el secreción, no importaba carencia, lo único que importaba era proseguir y continuar. Decir que perdimos la noción del duración es ampuloso, todo lo material alrededor nuestro no importaba, lo único que importaba era el humano que teníamos enfrente, su piel, su hermoso, sus músculos, su sudor, su todo. Era lógico que de tanto sexo acoplado llegase un instante que no tuviésemos pero carencia que entregar, esto es, en mi caso a la quinta vez que acabe ahora cerca de que no largaba carencia, Seba había dejado de largar caucho al cuarto culminación, mas no eso fue un contrariedad para proseguir puesto que hacíamos y procurábamos la manera de excitarnos y llegar al convulsión como sea, importaba percibir los gemidos de entrambos en los oídos, importaba sentir los cuerpos juntos tal y como si fuesen uno, importaba besarnos tal y como si de ello dependiese nuestras vidas, importaba que nuestras lenguas fuesen lo pero traviesas posibles. No cerca de dudas que estábamos íntegramente exteriormente de control, y según parece, nos agradaba, claro, como no nos iba a agradar o bien al menos a mí, tener a mi entera predisposición tanta delicadeza junta para hacerle lo que quisiese. Pese a estimar proseguir, como todo, llega un instante que se acaba, la figura asimismo tiene un límite y lo habíamos alcanzado no tengo dudas, en un determinado instante caímos rendidos en cama.

No tenía fuerzas para hacer pero nadie que respirar y de forma demasiado agitada. Seba estaba en exactamente la misma situación, entrambos boca arriba exento considerablemente más reacción que la de respirar. Acepto que me dolía cada centímetro de mi cuerpo, estaba carente, cansado mas había sido por una enorme causa. Tanto mi verga como mi cola eran los lugares adonde más se había sentido la maratón genital claro está. En el momento que pude mirar cara el exterior vi que el años proseguía aproximadamente igual, lluvia y vientos y era por la noche. Nuestros cuerpos eran una total mezcla de sudor y crema, capaz que suena es decir poco cochambroso, mas no había entidad más linda en ese instante que alojarse de esta manera. Después de haber regenerado poco de fuerzas nos abrazamos.

-si hay pellizco que voy a aludir por el resto de mi vida será esta tarde nacho, fue tremendo…..-afirmó Seba.

-no sé qué decir, estoy en emoción, fue bello, admirable…..jamás pensé coger tanto duración con una hombre, enserio-

– no-comenzó a reírse y lo acompañe, carente si había pellizco que se llamara bienestar, era ese instante-no pudo haber habido mejor despedida que esta, creo que si la hubiésemos previsto, no hubiere libidinoso tan bien y perfecta- el pacto “despedida” cambio un tanto la valentía de la situación.

-no suena agraciado eso de que sea una despedida-

-mas es lo que es Nacho, porvenir nos marchamos y bueno, esto precioso que pasamos estos quince días nos guste o bien no se acaba-

-que haremos posteriormente?- le pregunte. Quedamos pensativos un periquete.

-y bueno, vamos viendo…-afirmó pellizco no bastante persuadido.

-y si, vamos a ir viendo-conteste menos persuadido aunque, sabiendo y creo que Seba aun, que no era pellizco bueno.

-de momento creo que nos debemos mojar, no?-

-evidentemente, me da la sensación de que si-

Después de lo que fue una aspersión común, como se deuda, nuestros músculos, hoy relajados hicieron que durmiéramos como ángeles.

La fiesta por el futuro nos debimos levantar temprano, disponer todas y cada una de las cosas y no fue en el mejor atmósfera. En el momento que llego el instante de bajar para irnos quedamos los dos parados en el paso del altillo con nuestros bolsos. Cuantos mención, cuantas historias, cuantos accidente pasaron en este sitio en tan pocos días. Cosas que de seguro cambiarían nuestra vida de alguna forma o bien otra. En mi psique se caldo todo cuanto había pasado en esa hamaca, en el aseo, en esas cuatro paredes, mas alén del compasión de añoranza que carente estaba presente, había vivido cosas que me habían hecho de por más bienaventurado y al cerrar el pórtico, dejábamos en ese cuarto una historia que nos uniría para toda la vida con mi primo, un secreto en medio de entrambos que nos traería muchas sonrisas al acordarse lo que pasamos en la alcarria.

Después de llegar a casa el septenario continuador fue una mezcla de muchas cosas, pese a que extrañaba el acuerdo que tuve con mi primo los pasados quince días, fue una hebdómada en la que hubo que poner muchas cosas en orden, preparara para arrancar el año, informarse sobre la causa de cursos, constituir los materiales, asistir en el piso, en medio de muchas otras cosas. Con seba por poco que ni charlamos, solo una vez lo llame por teléfono y después alguno que ajeno mensaje mas carencia, puesto que el asimismo estaba asaz ocupado preparando su partida para la capital para iniciar los estudios. La fiesta continuador, después de las fiesta y pasado la comida llegan los tíos a casa, puesto que el tío debía asistir a papá a hacer ciertas reparaciones en el piso y la tía caldo a escoltar a mamá. Seba no morapio y depende me afirmó la tía tenía muchas cosas que aprestar para partir por la mañana consecutivo y como continuamente había dejado todo para último instante conque me afirmó si ir a asistir. Claro que admita y me dio las llaves de el domicilio a fin de que entrara porque como “lo más seguro es que este durmiendo, conque dale una confusión”. En el tiempo que iba con rumbo a el piso de Seba, sentía una mezcla de muchas cosas, sobre todo congoja por regresar a ver a mi primo después de todo cuanto vivimos, iba demasiado bienaventurado y eso queir a el piso de era pellizco prácticamente rutinario. No sé lo que iba a pasar, no sé qué íbamos a hacer, mas porque descartarlo?, Seba por la mañana consecuente marcharía y posteriormente vernos sería considerablemente más difícil.

Al llegar a el piso y también ingresar por el portillo primordial lo único que hay es un silencio absoluto, confirmando las sospechas de la tía de que Seba está íntegramente dormido. Al comenzar a alzar las escaleras el silencio se marcha rompiendo y a media que avanzo por la galería para llegar al cuarto de mi primo escuchó el tradicional sonido de dos personas que tienen sexo. Me frene, no deseaba continuar caminando y mi psique me afirmaba que me debía retirar porque no estaba bien lo que hacía. Mas no pude, mi cuerpo comenzó a deambular rumbo al cuarto desprovisto quererlo (o bien sin duda?) no lo sé, lo único que sé que al alojarse en frente de el portillo del cuarto de Seba y al ver que estaba poco entreabierta, me acerco con mucho disimulo y veo lo que no deseaba ver. Seba tenía sexo con su novia Lucia, el echado mientras que lo cabalgaba desde arriba. Ver esa imagen me hizo asaz mal, no me sentí para ausencia bien con lo que antes que me viesen o bien que hiciese alguno estruendos, baje y me fui de el domicilio tratando de hacer el menor estruendos posible. Sentía un vacio descomunal, estaba triste, me dolía interiormente. Y hoy sé que se van a estar preguntando porque me sentía de este modo, si realmente lo que vi era en todo poco común, mi primo tenía sexo con su novia después de que no se vieron por quince días. Sabia en lo más profundo que es absurdo ponerme mal por pellizco que no me debería afectar, en tanto que Seba no era carencia mío, es más, era clan y de Lucia era la novia, que no cerca de dudas era la que tenía el derecho de existir teniendo sexo con . Camine un tanto y comencé a plañir, me sentía fatal. Mas además sentía que estaba exagerando todo, escaso, me hice muchas ilusiones por poco que jamás iba a pasar o bien quizá la idea de regresar a tener sexo con mi primo se me había chillón tanto a el casco que pensé que realmente iba a pasar, mas externamente del altillo estaba la realidad y la realidad era que Seba solitaria novia y que tenía relaciones con . Eso era lo común, no tenía porque ponerme mal.

Espere exterior de el domicilio de Seba un lapso, pese a que no estaba mucho mejor, se me había pasado un tanto esa corazonada de amargura que tenía hace unos minutos. En un instante Lucia sale de el domicilio y se marcha caminando en la dirección contraria a la que estaba . Dude mucho en regresar a el piso o bien irme para la mía, mas por pellizco me había quedado, con lo que después de unos minutos toque timbre. Escuche que Seba venia corriendo bajando las escaleras y abre el paso pellizco ajetreado. Estaba exento ausencia arriba, con el pecho desvisto y en el cinto atada una toalla, probablemente se estuviere por mojar en el momento que toque timbre. Al gusano lo note extremadamente sorprendido.

-ahh sos vos…pasa- me afirma.

-aguardabas a alguno más?-

-no, no te aguardaba nomas, igual te iba a redactar a fin de que vinieses a asistirme a ordenar un tanto y de paso tener otra despedida, aun sea pellizco similar a la de una hebdómada atrás- le salió esa risita seductora que me fundía y la hizo porque sabe lo que produce en mí, mas igual estaba pellizco enojado porque verlo con tan corto indumentaria y solo esa toalla que me apartaba de la gloria, no me había generado lo que me hubiere generado sino más bien hubiera visto lo que vi.

-igual ahora tuviste una despedida conque supongo que con esa hilván-joya carente pensarlo, me salió de dentro, producto del embrionario enfado que solitaria. El cambia su aspecto y atención poco confundido-te estabas por duchar?-

-efectivamente, me había horizontal un lapso y como estoy medio dormido y asimismo todo transpirado porque me olvide de aprender el aire me iba a empapar para acabar de entregar los bolsos, bahh realmente iniciar a armar los bolsos-

-….transpirado por no aprender el aire…..como no-joya suficientemente alto a fin de que me escuchase.

-que afirmaste?-

-nadie…..Lucia, como esta? Bien?- pregunte ahorita si enojado y lo noto.

-si está bien, que te pasa Nacho?- demore en responder.

-porque me engañáis Seba?-se puso serio.

-mentirte?….no sé exactamente en qué te engañé nacho, solo….-

-…te ibas a duchar porque estas transpirado mas no por no aprender el aire sino más bien porque estabas cogiendo con Lucia- sonó feo, porque inclusive lo sentí de esta forma, mas actualmente lo había dicho. Su primera reacción fue confusión por mi reacción, entonces sonrió un tanto incomodo.

-ahh eso…no se Nacho de adonde sacaste…-

-me proseguís mintiendo Seba, los vi coger hace un momento, no me engañes en el anverso- se sorprendido y igualmente aprecié que además se había enojado.

-como que nos viste?-

-la tía me dio las llaves de el piso porque me afirmó que vos estarías durmiendo en lugar de encontrarse aprontando las cosas, deseaba que te diese una confusión mas evidentemente el asombro me la lleve –

– no puedo opinar Nacho….actualmente me espías además?-

-no, solo que se dio que viese lo que vi, carencia-

-y que pensas vos Seba?, que no iba a tener más sexo con mi novia?, que tras quince días carente vernos apenas nos íbamos a besuquear?, o bien qué?, que la iba a dejar para ponerme de amigo con mi primo? O bien solo para poder alojarse libre para coger con mi primo?, la afirmación que me sorprende Seba que estés enojado por poco que hice que me semeja más que corriente y que igualmente ahora habíamos hablado de esto….-

-conoces que….tenes razón, soy un tremendo irresponsable, no sé qué mierda pensaba, no tengo ni derecho, ni porque enojarme por verte coger con tu novia, estas en todo tu derecho…te solicito absolución por haberme portado como un tremendo idiota-voy con rumbo a el paso, dejo las llaves en una mesa y en el tiempo que abro el paso para irme, la vuelvo a cerrar y voy cara mi primo inclusive quedar cara a cara. Nos miramos clavado-solo contéstame una ente por auxilio, en el tiempo que estabas allí arriba cogiendo con tu novia, te hizo sentir lo mismo que sentías en el momento que dos cogíamos?…..te hizo sentir poco semejante?…solo contéstame eso por amparo….-no afirma ausencia, toque en silencio-nos vemos seba….- en el tiempo que abro el portillo para irme lo escucho decir:

-te jefe Nacho….- me frene rápidamente. Su aullido sonó temblorosa, me doy vuelta y veo como una lagrima empieza a andar sus mejillas-te jefe…..- me acerco.

-que afirmaste seba?-

-que te patrono Nacho, te jefe……-toma mi mano y la pone sobre su corazón, latía como jamás lo había sentido vivir-sentís eso?…..te patrono- mientras que a le proseguían cayendo lagrimas me comenzaron a caer mi.

– asimismo te jefe Seba, te patrono con mi ánima….-con la otra mano le acaricio sus mojadas mejillas, el hace lo mismo. Sonreímos.

-queres hacer el afecto conmigo?-me aclaración.

-efectivamente, deseo hacer el afecto con vos…..-

Era la primera vez que hacíamos el afecto con mi primo afuera del altillo y externamente de el domicilio de estío y recalco el hecho de hacer el adoración, porque no fue sexo, no fue coger, fue querernos. Fue tan diferente, fue tan diferente, fue tan tierno que la creencia de existir con algún por adoración estuvo a flor de piel. Daba la sensación de que era la primera vez que nos veíamos desnudos, que era la primera vez que nos besábamos, que nos tocábamos, daba la sensación de que era la primera vez que estábamos juntos. Fue cachazudo, suave, tierno, mimoso, en suma, con adoración, con mucho adoración. Alén de quien penetro a quien, alén del sexo oral, pero allí de las situaciones, pero más lejos de la crema, de adonde terminar etc., se trataba de las pequeñas acciones que producían sensaciones únicas: el besarnos, el mordernos los labios, el besarnos el cuello, el acariciarnos la espalda, el sentir nuestros corazones palpitar como jamás, el aferrar fuerte al diferente, el sentirnos uno solo, mas sobre todo, importaba mirarnos a los ojos y sentir querer a esa hombre. En el momento que acabamos nos abrazamos y en ese achuchón sentí el afecto que jamás había sentido por una semejante. No fue la primera vez que ame, querer jefe a mis progenitores y sé qué género de adoración es ese, mas el querer a otra mujer en este sentido era la primera vez que lo sentía y era con , con Seba.

Estábamos en cama, desnudos, apenas tapados con una llanura uno frente al diferente acariciándonos, mirándonos. Y si faltaba poco para derretirme del afecto me afirma:

-en estos instantes, en el momento en que te miro, no veo al Nacho primo, veo a otra hombre, te veo y siento que sos esa hombre a la que una ama, ahora te veo tal y como si fueses mi yunta, mi enamorado, como desees llamarlos y no sé si estaba bien o bien no, no me importa ahorita, mas te veo de esta manera, no sé cómo me marcho a sentir porvenir, no sé que me pasará otra vez que te vea mas ahora veo a Nacho, el individuo a la que dueño- además de probablemente sonrojarme, no pude eludir que se me cayesen unas lagrimas.

-muchas gracias…enserio, muchas gracias de corazón por dejarme quererte…….es bello querer a algún y ahora te dueño seba- nos besamos. Después de encontrarse un periquete en silencio, sencillamente mirándonos, me afirma:

-ahhh y el veredicto es no…-

-de qué?-

-a lo que me preguntaste hogaño más lejos debajo, de si Lucia me hacía sentir lo mismo que me haces sentir vos en cama. No, ni se aproxima a lo que siento en el momento que estoy con vos en cama, ni se aproxima….- nos volvimos a besuquear.

15 años en seguida.

La convidación me había velado por confusión, mas me intranquilizaba mucho saber de que trataba y me producía mucha curiosidad. Mientras que conducía mi coche por las calles internas del campo era imposible que la psique no retrocediera varios años para aludir miles y miles de anécdotas. En el momento que ingreso por el portón de avante y estaciono el coche en frente de el piso quede en silencio. Pese a venir muchos años, de chico y no tanto, solo podía ahora conmemorar lo que había pasado en aquel sitio el último estío que estuve aquí. Por cierto motivo que vaya a saber uno como es o bien sencillamente por el destino, después de aquel glorioso calor con Seba, jamás más volvimos a esa casa. De ahí que la convocatoria y también convidación de Seba a que viniese en este día a este sitio, me intrigaba y mucho. Al bajarme y quedarme parado adyacente mi coche, se me vinieron a la psique cada periquete que autorización con mi primo allí dentro, imágenes bastante limpias, tal y como si todo hubiere paso antes. En el momento que mire cara arriba y vi el mirador del altillo se me croquis una gran risita en el morro.

Siento que un automóvil ingresa y al darme la vuelta era Seba, en el tiempo que se baja, con esa risita que hoy saben lo que producía en mí y prosigue produciendo. Nos abrazamos.

-debo aceptar que estoy demasiado intrigado por saber que hacemos aquí-

-ausencia, deseaba…..sencillamente conmemorar, y que mejor que este sitio no?- los dos quedamos mirando el frente de el domicilio-te acordas de todo cuanto paso próximamente?-

-como no me marcho a convenir….semeja que todo paso recientemente y ha pasado tanto duración- nuevamente quedamos en silencio, recordando-que compasión que no podemos entrar para poder ver cómo está todo, me hubieras dicho y solicitaba la llave con el amo- dicho esto, de su saquillo costal unas llaves.

-me delante y las solicité a las llaves- sonriendo ingresamos a el piso.

Recorrimos de forma rapidísima la una parte de debajo, salimos al cenador y vimos el depósito y lo bien que la pasamos en ese sitio. Entonces subimos a la parte alta de el piso y también ingresamos a aquel cuarto en el que tanto años habíamos pasado y vivido, en el que dejamos tanta pasión, adoración, sentimientos, sexo, sudor, alegrías, tristezas, etc. Nos miramos con una risita de pabellón a aurícula, picara. Seba se empezó a desprender la camisa y cerré el portillo. Estábamos prestos a acordarse un tanto aquellos instantes del bochorno más caliente de nuestras vidas. En el sitio en en donde todo empezó………. La alcarria.-

FIN

——————————–

Primeramente debo exigir excusas por el atraso en publicar esta empalme del cuento y parte colofón. Fue bastante tiempo desde la úlitma vez mas me tomé un años y lo terminé porque no me huibiese agradado dejarlo exento colofón. Espero sepan excusarme.

Espero que les guste el fin de esta historia y que hayn gozado de el lío de “El Altillo”, como eternamente esero sus exégesis, criticas y consejos para proseguir escribiendo que es mi designio tratando de no atrasar mucho en continuar las historias o bien redactar descripción independientes.

Un congratulación, espero que les guste.-